domingo, 9 de noviembre de 2014

Ruptura con el pasado.

Últimamente, con gran insistencia se me está repitiendo una situación con caracteres comunes en prácticamente todos los sitios en los que tengo oportunidad de dar servicio… una vez he sido consciente de ello, leo la prensa y veo también presentes los mismos síntomas en multitud de espacios. La situación a la que me refiero tiene que ver con un apego mórbido hacia el pasado... voy a ver si soy capaz de explicarme.  
Antes de entrar en ello quiero exponer dos conceptos teóricos en los que quiero apoyarme:
  • Los sistemas caóticos (no lineales, impredecibles, dependientes de las condiciones iniciales...) son deterministas... es decir, en ellos se producen unas pautas que hacen que evolucionen de un modo determinado. Por ejemplo, hablando de fractales se estudia la propiedad de la autosimilitud: en sitios diferentes se encuentran los mismos comportamientos... Uno de los primeros que empezaron a darle vueltas a todo esto fue Lorenz en el entorno de 1963 en el MIT, pero en relación con lo que aquí nos ocupa sólo quiero comentar que la situación repetitiva a la que me refiero se puede considerar como pauta de la evolución del sistema observándose por ello en diferentes sitios aparentemente inconexos.
  • Una de las dos posibles explicaciones que dio Milgram a su experimento (1963) fue que "un sujeto que no tiene la habilidad ni el conocimiento para tomar decisiones, particularmente en una crisis, transferirá la toma de decisiones al grupo y su jerarquía" (teoría del conformismo) y la otra fue que "la esencia de la obediencia consiste en el hecho de que una persona se mira a sí misma como un instrumento que realiza los deseos de otra persona y por lo tanto no se considera a sí mismo responsable de sus actos" (teoría de la cosificación -de cosa-)... en resumen, la persona tiene cierta tendencia a dejarse influir en sus decisiones por el grupo o por terceros con más autoridad... por ejemplo nuestros mayores o el resto de la sociedad. Además parece ser que en época de crisis esto se agrava.

Dicho todo lo anterior, proceso a relatar dos comportamientos en los que se puede observar el tema que comento: 1) Trabajadores que siguen haciendo lo que hacían trabajadores anteriores, en un contexto económico totalmente diferente, y aún siendo conscientes de que su comportamiento es errado persisten en el error por no romper con lo que consideran "correcto" 2) Hijos que heredan o bien la empresa o bien la mentalidad de sus padres y se esfuerzan en seguir haciendo lo que consideran que sus padres hicieron. Lo he visto en sitios cercanos, pero por poner un ejemplo común el de los hijos de políticos de la transición, los cuales continúan llevando de idéntico modo "el negocio familiar"

Con independencia del cambio per se, el motivo de la reflexión va más enfocado al efecto que produce seguir a una persona de tal modo que nos acabemos convirtiendo en la sombra de la persona a la que seguimos. Acabamos convirtiéndonos en la sombra, no en la persona a la que perseguimos... y acabamos teniendo el valor que tiene la sombra en comparación con la persona, es decir, ningún valor. Le pasó a la iglesia y a su "ciencia" persiguiendo a Aristóteles y en la actualidad el mismo comportamiento se repite en multitud de lugares diferentes. 

Las administración pública persigue a la administración pública del siglo XVIII, gran parte de las redes comerciales actuales persiguen a las de hace 20 años (cuando todavía no existía internet), la política municipal se persigue a si misma... ¿o huye de su propia sombra?... en otros sitios se persigue el modelo americano (y en otros todavía esperan la llegada de Mr. Marshall)... lo he visto también en los sistemas de gestión y de relación con los clientes.

Mis padres, seguro que en algún momento hicieron algo que no entendieron mis abuelos… Con el tiempo han podido comprobar como estaban haciendo lo correcto… yo en algún momento estaré haciendo cosas que puede costar entender a mis padres… aún a pesar de la critica, al final estoy haciendo lo mismo que ellos hicieron y no es malo. A veces hay que romper con el pasado, especialmente cuando las cosas ya no funcionan igual, dejaron de funcionar como siempre, o se ha agotado el sistema que entonces fue bueno. Antes sólo tenían estudios superiores el 10% de la población... ahora los tenemos prácticamente el 50%... casualmente porcentajes similares al del paro juvenil. 

Antes se trabajaba siempre en la misma empresa… en los 80 se descubrió que no era tan malo cambiar de empresa… ahora se está descubriendo que tampoco es tan malo ir por libre… los tiempos cambian… aún así ¿hay cosas que nunca cambian? Me atrevería a decir que no cambia la obligación de romper con el pasado, asociando esta obligación con la madurez derivada de ser capaz de ver las cosas por uno mismo. Que no cambie la obligación de cambiar no deja de ser paradójico.

Pero indudablemente las cosas cambian: antes preguntar al cliente podía llegar a ser un error ya que se generaban expectativas y tecnológicamente era imposible cumplirlas… ahora en cambio el cliente tiene expectativas amplias y variadas, y espera que las cumplamos sin apenas conocerlas, ya que la tecnología hace que todo sea posible. Las cosas cambian, la obligación de estar cuestionando constantemente el estado del arte es de las cosas que probablemente nunca cambien.

martes, 23 de septiembre de 2014

Microfrabricación - Un paso más hacia una producción sostenible.



Hace ya más de 4 años que comencé este blog con la idea de ir dando pequeños pasos hacia un concepto de economía más real, más eficiente y más adecuado tanto a las nuevas tecnologías como a las necesidades humanas. Hemos visto que no se puede reducir el concepto de economía exclusivamente a buscar el beneficio dinerario. Hemos clasificado también a las economías de escala en la sección de problemas, explicando como eran una de las principales causas de gran parte de nuestras actuales y variadas crisis.

En la sección de soluciones hablamos ya en el año 2011 del concepto de compartir como modelo de negocio. Un par de años más tarde comentamos el potencial que tenía la filosofía open source en general, y en particular en relación con la impresión 3D. Las aplicaciones de la impresión 3D se han multiplicado, en paralelo con su creciente popularización: aplicaciones médicas, educativas, (mención especial las dirigidas a niños ciegos) o textil son algunos ejemplos.

Sin duda, el gran desarrollo que está experimentando y va a continuar experimentando la impresión 3D está ligado al potencial que tiene la tecnología como fuente de resolver necesidades por un lado y como motor de crear negocios por otro. En este sentido aparece la microfabricación a medida  "justo al lado del cliente final" en contraste con la fabricación tradicional deslocalizada. Los siguientes son dos ejemplos de esto: el primero de como se pueden hacer productos a medida "justo al lado del cliente final" y el segundo de como los tradicionales talleres pueden tener en un futuro cercano mucho más contenido convirtiéndose en micro-fábricas.


Project DanielBajo el lema de "No sólo no es imposible... además lo estamos haciendo ya" la gente de Not Impossible, con Mik Ebelin a la cabeza, ha creado un taller de prótesis de bajo coste en Sudan, gracias una vez más a la impresión 3D y a la distribución de planos en Open Source.

Es muy recomendable invertir un poco de tiempo viendo el resto de proyectos que tienen en su web. El reto que están consiguiendo es dejar la tecnología prácticamente al margen en relación con los costes, centrando los esfuerzos económicos en el resto de los componentes del producto. En este sentido, el resto de los componentes del producto (la prótesis) pueden ser fácilmente encontrados en deshechos y basura. 


LOCAL MOTORS invita a la "co-creación" de automóviles y motocicletas. Tiene un grupo de diseñadores que comparten diseños, votando entre ellos los mejores. Gran parte de las piezas de sus vehículos se imprimen en 3D con licencia CC, el resto se compran en el mercado y el ensamblado final se puede realizar en un taller. Sin duda es un gran ejemplo de micro-producción en contraste con la ya veterana industria del automóvil.

viernes, 19 de septiembre de 2014

Project Finance vs. Project Bond.

Proyecto Castor - Mar Mediterráneo
La concesión de créditos vía Project Finance en los últimos tiempos se está viendo afectada significativamente por la crisis, por las nuevas exigencias regulatorias y por la restricción del crédito. En el caso particular de España, esta situación está también condicionada por la fuerte exposición de los balances de las instituciones financieras al sector de las renovables y al de la construcción de infraestructuras.

A consecuencia de lo anterior, se está extendiendo el uso de métodos alternativos de financiación. Entre ellos destaca el recurso a emisiones de bonos para financiar el proyecto, también conocido como Project Bond, según ya adelantaba Dailami en el 2003. La principal ventaja que ofrece la financiación vía Project Bond es que permite obtener la financiación en circuitos diferentes a los tradicionales, actualmente mucho más restringidos. Esta ventaja es, a mi juicio una de los principales  riesgos a considerar. Mientras que las entidades financieras tenían una relación muy estrecha con el Project Finance (proporcionando la financiación según iba avanzando la construcción, se realizaba un completo Project Monitoring o había potentes departamentos jurídicos e incluso técnicos a disposición del banco) en el Project Bond el inversor, privado o institucional se puede llegar a limitar a comprar el bono y quedar a la espera de la obtención del cupón. Esta laxitud en el control del proyecto puede llegar a tener implicaciones tanto en el riesgo del proyecto como en el del sistema financiero en su conjunto si se llega a sistematizar el recurso a este tipo de operaciones.

A nivel europeo, "The Europe 2020 Project Bond Initiative" es una clara apuesta por el impulso de este tipo de financiación. El primer proyecto financiado con el apoyo de esta iniciativa ha sido el Castor.

domingo, 19 de enero de 2014

Las cosas cambian

El otro día estuve ojeando dos programas de empresariales de la UNED, uno sobre dirección estratégica y otro sobre dirección financiera. Me lleve una sorpresa al comprobar el importante desfase que existe entre la realidad práctica y lo que se imparte en estas asignaturas. Tuve la sensación de estar leyendo libros de historia. En estos dos campos el desfase entre la teoría y la realidad creo que es más notable que en otros ámbitos debido al concepto abstracto de economía ("un economista es un experto que mañana sabrá explicar por qué las cosas que predijo ayer no han sucedido hoy."): si la medicina falla muere gente, si la tecnología no funciona se nota, si falla el modelo económico, estratégico o financiero pues... pues... se intervienen bancos... quiebran empresas... pero me parece que no pasa nada a nivel académico, al menos viendo el contenido de los programas parece que poco cambia.

En el área de la dirección estratégica, se sigue hablando de modelos probablemente válidos en los años 80 del siglo pasado. Porter y los sectores, la cadena de valor y todo aquello... hay un capítulo dedicado a la innovación, y otro incluso a Internet. El problema es asociar innovación exclusivamente con "propiedad intelectual", licencias y marcos institucionales por un lado y por otro pensar en Internet desde la perspectiva de la cadena de valor, la ventaja competitiva o un complemento a la estrategia. Después de estos capítulos lo de siempre: diversificación, internacionalización, empresas multinacionales y responsabilidad social corporativa... Yo debo de estar viviendo en otro planeta: la tecnología no es un complemento a la estrategia... es una revolución absoluta. Ya no hay sectores "maduros"... los sectores desaparecen en sólo un par de años. La incertidumbre es una constante, y esta circunstancia hace que el peso de la estrategia haya que ponerlo en lugar de en la planificación y en el análisis del entorno, en la propias capacidades, en especial en las capacidades de adaptación y de relación con el entorno, tanto del individuo como de la empresa: flexibilidad y polivalencia son dos conceptos ahora esenciales.

En el área financiera pasa algo muy parecido: seis capítulos de M&A (OPAs, LBOs y fusiones), cuatro de valoración y uno metido con calzador sobre el Project Finance... no tengo estadísticas, pero me atrevería a decir que más del 50% de las adquisiciones o reestructuraciones que se han realizado en el 2013 han tenido que ver con concursos de acreedores. La falta de liquidez, las dificultades para obtener financiación o la gestión de tesorería considero deberían de merecer al menos un capítulo...

Entiendo que las cosas están cambiando a gran velocidad, que los programas cuesta actualizarlos, pero aún así, no me parecen justificaciones suficientemente fuertes como para que la gente que en teoría se está graduando en ADE termine el grado con conocimientos tan alejados de la realidad profesional. 

lunes, 11 de noviembre de 2013

Emprendimiento y universidad

¿Cuantos alumnos universitarios crean su propia empresa? Entre estos alumnos... ¿Cuantos acaban teniendo éxito?... y entre estos casos de éxito ¿Cuantos acaban sus estudios universitarios?

Tenemos una universidad del s.XX, que prepara opositores del s.XIX. Tenemos un sistema educativo que mata la creatividad y la imaginación... desde la cuna se prioriza la memoria, y debe de ser así, ya que si no es priorizando la memoria como alguien va a poder si quiera presentarse a oposiciones de más de 300 temas. Con 24 años, acabas una carrera sin tener nada de experiencia laboral... sin haber visto una sola asignatura donde se estudie el contrato laboral (salvo que seas abogado), sin saber lo que es una empresa (aún habiendo hecho empresariales) y sobre todo sin experiencia. Es un tema de gestión eficiente de recursos, ya que recursos destinados a todo esto hay, y muchos.

Julián Villanueva, en su post Felíz antes de la tempestad comentaba que  los colegios y universidades de dentro de 10 o 20 años se van a parecer poco a los de hoy y que muchos caerán por el camino. Son inminentes fusiones entre universidades tanto públicas como privadas, y en ese sentido se está creando legislación. La irrupción de las nuevas tecnologías y el éxito de los MOOCs son un ejemplo más de síntomas del cambio.

Las impresoras 3-D van a permitir construir prototipos de manera instantánea. El acceso a la legislación y a la jurisprudencia, la consulta de publicaciones médicas, la revisión de patentes o la simple consulta de cualquier vídeo hace que el acceso a la información relevante de temas académicos sea inmediato. Con los medios actuales, la prioridad del sistema educativo debería de trasladarse del conocimiento hacia las capacidades y habilidades. El trabajo de los diferentes tipos de inteligencias debería de ser clave, y la aplicación práctica y eficaz del conocimiento disponible una consecuencia directa.

La formación en la comunicación hombre-máquina (es decir, la programación) debería de estar al menos, al mismo nivel que la formación en la comunicación con personas que hablen idiomas diferentes... y todo estudiante debería de tener el conocimiento y los medios para desarrollar ideas de negocio en este nuevo mundo. Lo curioso de todo esto es que los medios y la información ya están ahí, falta entonces muy poquito.

Por terminar... ¿a qué responde la separación entre universidad y colegios? Si las personas salieran ya del colegio con la lección aprendida estaríamos ganando 5 años. La universidad podría estar entonces para cosas más adecuadas.

lunes, 7 de octubre de 2013

Pasividad ante la injusticia.

La pasividad ante la injusticia, o lo que es lo mismo, el no esforzarse por buscar la justicia nos está matando.

Hoy he oído decir a un profesor de la UNED que "la tranquilidad es buena". Estamos en un momento histórico en el que hay que tener cuidado con los dogmas. No es criticable decir que la lluvia es buena o mala... frase que depende además de si quien lo dice es un agricultor o un gestor de un parque de atracciones. El problema es cuando buscamos en el dogma la escusa para no mojarnos, para ponernos de perfil, para no dar la cara... la inercia.

¿Todos somos responsables? ¿Es la crisis sistémica? ¿Estamos ante una crisis de valores?... depende. El sistema es complejo, lleno de resortes. Moverse por el sistema únicamente con la bandera de la buena fe creo no sólo es ineficiente, es ineficaz. El problema es entonces la gestión de la mala fe. Si obviamos esta circunstancia, se aplicará la mala fe de manera inconsciente, llegando incluso a aplicarse de manera sistemática, sin pensar... creeremos ser buena gente aunque nos comportemos sistemáticamente de manera inmoral... y luego, ante la verdad, siempre quedará la clásica excusa: "Todo el mundo en mi lugar hubiese hecho lo mismo"... ¡MENTIRA!

La gestión de la mala fe es complicada. Primero hay que distinguir la acción del resultado que se busca con la acción. La acción puede ser buena o mala, y el resultado puede ser el buscado o no. Haciendo sólo "buenas acciones" en un entorno corrupto es mucho más difícil obtener el resultado buscado... ¿es entonces lícito corromperse? ¿se corrompe todo aquel que actúa de mala fe?... parece ser que el jesuita Juan de Mariana justificó el tiranicidio... no se si el asesinato de Enrique IV estuvo o no justificado, o si es posible siquiera justificar un asesinato. Lo único que quiero transmitir es que en ocasiones nuestra pasividad frente a la injusticia permite a otros campar a sus anchas.

domingo, 4 de agosto de 2013

Tecnología y discapacidad


En los últimos meses estoy entrando a marchas forzadas en un nuevo mundo... no creo que se pueda calificar como sector económico, aunque efectivamente tenga mucho de sectorial. Desde fuera, puede parecer que es un sector homogéneo... desde dentro, es difícil saber donde están las fronteras, aunque sea fácil identificar necesidades concretas. Hay muchos contrastes y paradojas.
El bastón de un ciego transmite vibraciones, que son más intensas cuanto más dura es la superficie sobre la que se encuentra. Esto lleva siendo así desde los últimos 50 años. El grado de innovación tecnológica presente en los bastones contrasta con los 40.000 euros que paga la ONCE por perro guía. Un bastón cuesta unos 50 euros... un pequeño emisor de ultrasonidos permite detectar obstáculos, dos cámaras pequeñas identifican objetos en profundidad, un gps permite hacer virguerías...
También es relevante la importancia de la planificación. Una calle con una pequeña guía entre las baldosas es de gran ayuda para un ciego... si se tuviese esto en cuenta cada vez que se abre una zanja para por ejemplo instalar fibra óptica, al cerrarla se estaría haciendo mucho con muy poco. El metro de ancho aproximado que necesita una silla de ruedas para poder avanzar con facilidad o el 7% de inclinación de las rampas son dos factores que si se consideran en el diseño, ahorran muchas molestias. 
Lo que si que es evidente es que cada vez la tecnología está disminuyendo más todas las distancias. Aunque Internet presente todavía un gran número de barreras para los ciegos, está facilitando la vida a un gran número de personas con discapacidad. El reconocimiento de voz y escritura al dictado antes era patrimonio casi exclusivo de las personas con discapacidad. Ahora prácticamente todos los teléfonos con Android lo llevan incorporado... la distancia cada vez es menor. Los exoesqueletos pueden ser una excelente alternativa a las sillas de ruedas, permitiendo incluso subir escaleras.
Somos ciegos cuando estamos a oscuras o cuando vamos conduciendo, ya que no se puede usar la vista para otra cosa diferente a conducir, somos sordos cuando estamos en un concierto. La accesibilidad es la cualidad del medio que permite a todas las personas el uso de espacios, herramientas e instrumentos de forma autónoma y segura. Además de a las personas con discapacidad, beneficia directamente a las personas mayores, a las mujeres embarazadas, a las personas con bebes, a las personas con lesiones temporales aunque de manera indirecta es evidente que también beneficia a todo el mundo. Antagónico al concepto de accesibilidad es el concepto de barrera.




Diseño para todos.

Todo lo que he contado hasta ahora consiste en buscar soluciones diferentes para perfiles de usuarios diferentes. El diseño para todos va un paso más allá, buscando que todos los usuarios puedan usar el sistema con independencia de sus capacidades o circunstancias con aproximadamente la misma facilidad. Sustituir escalones por rampas permite que todos los usuarios puedan desenvolverse con la misma facilidad en un edificio. Las mesas, armarios y demás elementos regulables en altura pueden ser accionados y controlados mediante el uso de la domótica.


Las puertas automáticas, las rampas o los ascensores son tres ejemplos de elementos que indistintamente pueden ser usados con facilidad por diferentes tipos de personas: por ejemplo un carrito de bebé, una persona sin movilidad reducida u otra persona en una silla de ruedas. Al mismo tiempo a una persona que lleve una maleta le estamos también facilitando la vida.